Berkeley planea aumentar salario mínimo

Se pagaría $10.55 la hora, igual que en San Francisco

Jesse Arreguín, concejal de Berkeley.

Jesse Arreguín, concejal de Berkeley.

Foto: Suministrada
PUBLICADO: EST May 8, 2013 3:10 pm EST

BERKELEY.— En una larga y a veces dramática reunión, la ciudad de Berkeley aprobó aumentar el salario mínimo a $10.55 la hora. La medida aprobada el pasado martes 30 de abril, incluye un aumento anual de acuerdo al costo de vida. De esta forma Berkeley, junto a San Francisco, se convertirá en una de las ciudades con el salario mínimo más alto del país.

El concejal Jesse Arreguín, uno de los autores de la resolución (junto al alcalde Tom Bates y el concejal Chris Worthington) dijo que el salario mínimo federal de $7.2 la hora y el de de California de $8 “no se han subido en años. Es una medida que se necesitaba desde hace ya tiempo. Tenemos que empezar a nivel local”.

Con 28 años de edad, Arreguín es el concejal más joven en la historia de la ciudad y el primer latino en ocupar un sillón municipal. “Nuestros esfuerzos al adoptar un salario mínimo local pueden ayudar a darle un impulso a nivel federal”, dijo.

 

 

 

“Como sabemos es increíblemente caro vivir en Berkeley. Hay muchas personas de la clase trabajadora que reciben el [salario] mínimo y luchan para vivir en nuestra comunidad, la gente que trabaja en Berkeley tiene que ser capaz de vivir en Berkeley, mantener a sus familias y ganar un salario decente”, dijo.

“Como gobierno de la ciudad, tenemos que hacer lo que podamos para tratar de cerrar esa brecha [entre ricos y pobres] y asegurarnos de que las personas que trabajan duro ganen salarios decentes”, aseveró Arreguín.

 

Según el censo de 2010, la población de Berkeley es de casi 113,000 personas: 59% anglos, 19.3% asiáticos, 10.8% latinos y 10% afroamericanos. Paradójicamente la ciudad conocida como la más progresista del país, tiene la mayor disparidad entre ricos y pobres del Área de la Bahía. De acuerdo con las estadísticas del censo analizadas por el sitio The Bay Citizen un 10% de los hogares subsisten con menos de $10,000 anuales. El ingreso medio de hogares anglos no hispanos es de $77,000, mientras que el de los afroamericanos es de $26,000.

 

El índice Gini, que mide con una escala de 0 a 1 el grado de acumulación de la riqueza en un pequeño grupo de la población total, situó a Berkeley con el 0.516. En una zona donde una familia controla toda la riqueza, este índice le asignaría un puntaje de 1.

La decisión del pasado 30 de abril será referida a la Comisión del Trabajo y después regresará al Concejo para una votación final que se realizará en algunos meses.

 

A favor y en contra

Javier González, de la Asociación de Restaurantes de California, urgió a los concejales para que no aprobaran la medida porque perjudicaría a los restaurantes que ya se encuentran “luchando para hacer frente” a la crisis económica. La medida obligará a los restaurantes y negocios pequeños a reducir horas, despedir empleados y desalentará las oportunidades de expansión. “Este aumento puede animar (a los negocios) a alejarse de Berkeley”, aseguró Gonzalez.

 

Por su parte, unn trabajador latino, que no quiso identificarse, dijo que el aumento es “positivo porque los trabajadores contaremos con más dinero para gastar y eso es buenos para todos. Para los comerciantes y para nosotros”.

El líder estudiantil Angus Teter aclaró que el aumento tenía que suceder “hace ya mucho tiempo. Los estudios han demostrado que el aumento del salario no tiene un efecto negativo en el empleo. No necesitamos esperar iniciativas desde niveles estatales o federales cuando podemos, con nuestro propio poder hacerlo ahora,” dijo.

 

 

Agrega un comentario

MÁS NOTAS