El debate sin los migrantes

El debate de los candidatos a la presidencia de México no causó mucho interés en San Francisco

El debate de los candidatos a la presidencia de México no causó mucho interés en San Francisco

Foto: AP
PUBLICADO: EST May 7, 2012 8:23 pm EST

SAN FRANCISCO.–Al menos en una tarde de caminata por el barrio con más mexicanos en esta ciudad, el barrio de la Mission, quedó clara una situación: los de este lado no están intrigados en la política de aquel país, pues ninguno manifestó haber visto el polémico debate entre los candidatos a la presidencia de México, la tarde de ayer.

Ni Andrés Manuel López Obrador (PRD) ni Enrique Peña Nieto (PRI) ni Josefina Vázquez Mota (PAN) ni Gabriel Quadri (PANAL); es más ni siquiera la personalidad de la edecán de este primer debate, la ex modelo de Playboy Julia Orayen, pudieron llamar la atención de los inmigrantes mexicanos en San Francisco.

Es sencillo: la gente de allá que anda por acá, ya no cree en los políticos, según mencionaron algunos entrevistados. Es el caso de Ramón López, un hombre con más de 60, y 25 años en los Estados Unidos.

"Lo único que me importa a mí es mi gente. Y pues que eliminen la violencia, porque hay mucho secuestro, y hay decapitados, todo eso de los Zetas, hay una matadera muy fea", expresó en una de las esquinas más concurridas de la Misión, la calle 24 y Mission.

Ir a México, ¿a morirme?

Afuera de un restaurante mexicano de cocina económica en el barrio de la Mission, Felipe Reyes, de 49 años, dijo sin rodeos que no vio el debate, a pesar de que sabía de la transmisión en señal abierta de televisión.

¿Va a votar el señor Reyes? Tampoco. ¿Por qué? "Puras pinches hipocresías", señaló.

"Me interesa que el país vaya progresando", dijo, aunque no cree en los partidos políticos del PAN del PRI o el PRD. "Llevo cuatro años que no puedo salir de este país (Estados Unidos), porque no

tenemos ayuda en México. A mí me gustaría que haya préstamos en medicina, en mi caso, estoy en diálisis y no soy yo de aquí y todavía aquí me ayuda el gobierno ¿A qué me voy a ir a México, a morirme?, porque el gobierno no nos da nada de apoyo ni seguro social ni hay trabajo", insistió.

Lo que en verdad le preocupa de México a Felipe Reyes es lo que le costaría allá el tratamiento que recibe su riñón. "Ya vio eso mi familia, cada diálisis me costaría como 3 mil pesos, y yo aquí recibo tres por semana, gratis. Ahora, cada mes recibo un medicamento que cuesta casi mil dólares y me lo regalan. ¿Usted cree que voy a regresar?".

Tras cuatro años en San Francisco, por fin tiene una licencia para conducir taxis, con lo cual se gana la vida. El señor Reyes, de baja estatura y oriundo del Distrito Federal, muestra dos malformaciones en el brazo izquierdo con forma de pelotas de golf, causado por la diálisis. "Llevo varios años en tratamiento, gracias a Dios aprobé la ayuda de MediCal. Póngase a pensar, ¿cuánto me costaría en México este tratamiento?".

Por la misma calle 24, un comerciante de Tijuana terminaba un trato adentro de un negocio local. No vio el debate. "Andábamos trabajando", se justificó.

Pero él sí cree en una candidata, Josefina Vázquez Mota. "Muchos dicen que no, pero yo digo que México ya está preparado para ser gobernado por una mujer", puntualizó.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS

Close Ad